La píldora mágica: lo que Pepa haría.

feliz pildoraEscoge: en cada mano tengo una píldora. Una de ellas es inocua, la otra te sanará para siempre.

Dudo por un instante, pero ante la falta de pistas o criterio, elijo una al azar, la derecha, más que nada porque la palabra izquierda proviene de “siniestra”, y la diestra es la mano limpia en muchas culturas. Una píldora blanca, como tantas otras, se me ofrece. Me la introduzco en la boca y trago.

Estoy nerviosa porque me juego mucho. ¡Me juego la vida! Pensaba que en cualquier caso no notaría nada, pero no es así. Noto algo: la ausencia. Ya no siento adormecidos ni las manos ni los pies, y el ligero dolor del costado que me recuerda cabezota que mi hígado está enfermo ha desaparecido. Ya no me siento cansada, es más, tengo ganas de correr y saltar. iHace años que no lo hago! Saldré corriendo a la calle y abrazaré a todo el mundo, aunque piensen que estoy loca. Luego seguiré corriendo hasta encontrar a todos cuantos amo: quiero ver sus caras cuando les cuente la buena nueva. Nos abrazaremos, reiremos y lloraremos juntos. Cantaré desde ahora hasta que caiga agotada. El día será muy largo y la noche breve y sin malos sueños. Mañana seguiré cantando. De hecho creo que cantaré hasta que me muera. Dicen que el que canta su mal espanta. No más males, no más penas.

Amaré cada día como si fuera el último, disfrutaré del sol, del mar, del aire fresco, de la calima. Disfrutaré de la piel de los que adoro, de sus besos, de sus risas. Disfrutaré de la soledad y de la compañía. Diré mucho que sí, con una sonrisa, y cuando toque un no, lo haré sin miedo. Seré más entusiasta, prudente, generosa, compasiva, valiente, fuerte y justa. Daré más amor del que reciba, y sobre todo viviré para ser y hacer feliz. ¡Qué maravilla!  ¿Qué harías tú si tomases esa píldora?

Anuncios

11 comentarios en “La píldora mágica: lo que Pepa haría.

  1. Encontré tu blog. Efectivamente se parece un poco al mío. Parece que hemos tenido la misma idea al conocer que estamos enfermos. Te mando toda mi energía y mi cariño. Sé perfectamente por lo que estás pasando y tú sabes por lo que estoy pasando yo, así que hay algo que nos une aunque nos acabemos de conocer. Un beso grande y a seguir sonriendo. Sé que a veces cuesta, pero nuestros seres queridos se lo merecen porque es lo que más desean: vernos sonreír.

  2. Lo mejor de la conexión que tienes con tu chico es que os amáis tanto que eso te mantiene más viva que otros con otros tipos de cáncer menos dañinos. Y cada día crece el número de personas que te quieren. Y eso te hará estar viva durante muchos años, más de los que puedas imaginar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s